This site uses cookies to store information on your computer. Learn more x

Optimice su inmunidad

Soluciones que aportan beneficios a la salud

file
Nutrición e inmunidad sana
  • Tomar medidas para mantener un sistema inmunológico fuerte es una prioridad para los consumidores
  • Los consumidores reconocen que la nutrición juega un papel importante en mantener su sistema inmunológico sano, y existe demanda de productos que respondan a esta necesidad
  • DSM ofrece una amplia cartera de nutrientes de alta calidad para tener buena inmunidad, la cual está respaldada por la ciencia:
  • Vitamina A y betacaroteno
    • Las vitaminas B-complejas
    • Vitaminas C y E
    • Vitamina D
    • Minerales y oligoelementos
    • Ácidos grasos poliinsaturados omega-3 de cadena larga
    • Remedio herbal tradicional Echinacea
file

Nutrientes para una buena inmunidad:

Vitaminas
  • Quali®-A (Vitamina A)
  • Quali®-E (Vitamina E)
  • Quali®-D (Vitamina D3)
  • Quali®-C (Vitamina C)
  • Quali®-B (Vitamina B1, B6, B12, Ácido Fólico)

Carotenoides
  • Quali®-Caroteno (Betacaroteno)
Lípidos nutricionales
  • Echinacea
  • life’sOMEGA™(fuente vegetal sustentable de LC EPA+DHA omega-3)
  • MEG®-3 (fuente de pescado rica en EPA/DHA omega-3)
  • Teavigo® (extracto de té verde)
  • resVida® (resveratrol)
Minerals and trace elements
  • Hierro 
  • Zinc 
  • Cobre
  • Selenio
¿Cómo podemos brindarle salud?

Un sistema inmunológico sano es importante para vivir nuestra vida al máximo. La nutrición hace un importante aporte para mantener sano el sistema inmunológico.

La amplia cartera de nutrientes seguros, innovadores y de alta calidad de DSM, sumada a nuestro conocimiento de los consumidores, nuestro conocimiento del mercado y la experiencia en aplicaciones, pueden ayudarlo a atraer a más consumidores para sus productos de salud del sistema inmunológico.

Somos el único fabricante de una premezcla integral de vitaminas y nutracéuticos, capaz de crear y ofrecerle formulaciones a medida en cualquier parte del mundo. Intégrese a nuestra vasta experiencia científica, conocimientos técnicos, presencia global y garantía total de calidad para su tranquilidad.

Via our global network of blend facilities we create value-adding nutrient combinations custom-made for you. Our Fortitech® Premixes can offer the right balance of ingredients to promote healthy immunity.

DSM puede ayudarlo a ingresar en el mercado más rápidamente con atractivas soluciones de salud para el sistema inmunológico que funcionan.

Un sistema inmunológico sano es vital

Mantener el sistema inmunológico en buen estado nos mantiene sanos y nos permite disfrutar de una vida plena. Cada día, nuestro cuerpo tiene que defenderse contra microbios y moléculas que pueden hacer que nos enfermemos. La función del sistema inmunológico es detener a estos pequeños invasores. Está compuesto de muchas funciones generales y específicas que trabajan juntas para asegurarse de que estemos sanos.

Nuestro sistema inmunológico se resiste a la infección y ayuda a neutralizar agentes infecciosos y sustancias extrañas. Quejas comunes como poco sueño, estrés y una dieta deficiente pueden debilitar las piezas del sistema inmunológico, dejándonos más vulnerables a las infecciones. Un sistema inmunológico demasiado activo también puede hacer estragos con nuestras vidas y afectar la calidad de vida. Una alimentación nutricional adecuada es una forma de asegurarse de que el sistema inmunológico esté recibiendo los ingredientes que necesita para mantener su papel defensivo.

El mercado de la inmunidad

Ayudar al sistema inmunológico es un concepto atractivo y de larga data para muchos consumidores. La idea de que algunas enfermedades pueden prevenirse o aliviarse en el corto plazo es convincente. Un creciente número de consumidores alrededor del mundo están modificando su estilo de vida para mejorar su sentido de bienestar y están interesados en productos relacionados con la vitalidad y la inmunidad.1,2 Las preocupaciones por mantener un sistema inmunológico sano han demostrado ser un factor clave de ventas de alimentos funcionales y fortificados.1

Una buena nutrición ya está asociada con un sistema inmunológico sano. Ha habido un sólido crecimiento de los mercados de productos de salud inmunológica en los últimos años y se prevé que crezcan del 5% al 8% anual en los EE.UU., Europa y Asia Pacífico.3-5 El número limitado de ingredientes en productos para la salud inmunológica ofrece la posibilidad de que puedan ingresar productos innovadores, eficaces y científicamente comprobados al mercado.

A pesar de que todos los grupos etarios se interesan en estimular el sistema inmunológico, los niños y las personas mayores son los principales grupos de marketing.3-6 Las personas mayores tienen preocupaciones con respecto al debilitamiento de sus sistemas inmunológicos a medida que van envejeciendo. Esto se basa en evidencia de que las personas mayores tienen mayor susceptibilidad a ciertas enfermedades y una respuesta inmunológica reducida a la infección.7 Los padres también están interesados en que sus hijos se mantengan sanos, en darles el mejor comienzo posible en la vida y en mejorar la asistencia escolar. No existe mucha conciencia por parte de los consumidores de productos eficaces para la salud inmunológica y esto ofrece una oportunidad de marketing.3-5

Nutrición e inmunidad

Ciertos alimentos y bebidas han sido tradicionalmente asociados con una buena salud, y aún se utilizan hoy para ayudar cuando estamos enfermos. Por lo tanto, no es de extrañar que la nutrición se considere un factor principal en la resistencia del cuerpo a la infección. Una investigación considerable ha identificado por qué los nutrientes en los alimentos que comemos pueden ayudarnos a mantener el sistema inmunológico en excelente estado. Una nutrición insuficiente o deficiencias de nutrientes específicos desequilibran la respuesta a la infección, causando una reacción inmunológica ineficaz. La combinación adecuada de ingredientes nutricionales protege el sistema inmunológico.

Los consumidores creen que “las bebidas y alimentos pueden estimular el sistema inmunológico”

(encuesta a más de 10.000 consumidores en once países, HealthFocus 2012)

file
El sistema inmunológico durante el ciclo de vida

Los bebés y niños pequeños son más susceptibles a enfermedades infecciosas porque sus sistemas inmunológicos no están completamente desarrollados, y han tenido poca exposición a amenazas externas como bacterias y virus. Desde la adolescencia a la adultez, el sistema inmunológico es completamente funcional. El envejecimiento se asocia generalmente con una disminución en el funcionamiento inmunológico, aunque la desnutrición, la cual es común en personas mayores, puede contribuir al menos en parte a este fenómeno.12 Muchos ancianos tienen reacciones inmunológicas reducidas, incluida una pobre respuesta de los anticuerpos.12 Las deficiencias de micronutrientes comunes en los ancianos, las cuales afectan el sistema inmunológico se encuentran en minerales como el zinc, el selenio, el hierro, el cobre y las vitaminas A, C, D, E y las vitaminas B-complejas.13