Pregúntele al experto: ¿Cómo reforzar la inmunidad con los nutrientes adecuados en las cantidades correctas?

Por: Editores de Talking Nutrition

Nutrientes y salud inmunológica

  • Desde los ácidos grasos omega-3 hasta las vitaminas C, D y E y los oligoelementos, como el selenio, el magnesio y el cobre, una ingesta diaria y regular de nutrientes es esencial para mantener una salud y un bienestar óptimos. Pero, ¿hasta qué punto son conscientes los consumidores de la importancia de ir más allá de sus necesidades nutricionales básicas para favorecer la inmunidad?
  • La cantidad diaria recomendada (CDR) se establece para satisfacer las necesidades nutricionales básicas de las personas sanas. Sin embargo, en determinados estados fisiológicos, como las enfermedades o las infecciones virales, la necesidad de ciertos nutrientes que refuerzan el sistema inmunitario, como la vitamina C y D, es mayor.
  • En esta entrevista de preguntas a los expertos, analizamos el papel de la ingesta diaria de nutrientes, en la cantidad adecuada, para favorecer un sistema inmunitario fuerte y eficaz, y cómo la suplementación puede complementar las medidas de salud pública para ayudar a reducir el riesgo, la gravedad y la duración de las infecciones virales.

 

Escuche al Dr. Peter Van Dael, SVP Nutrition Science and Advocacy (Vicepresidente de   Ciencia y Defensa de la Nutrición) de DSM, hablar sobre el papel de la nutrición en el apoyo a un sistema inmunológico fuerte y la importancia de una ingesta suficiente de nutrientes de refuerzo inmunológico:

×

Enfoque del consumidor sobre la inmunidad

Los consumidores son cada vez más conscientes de la importancia del papel que desempeña la nutrición en el apoyo a su salud y bienestar general, y específicamente a su inmunidad. En una encuesta reciente, el 71% de los consumidores afirmaron que están aplicando medidas para mejorar su dieta y nutrición, aumentar los niveles de ejercicio físico o consumir suplementos dietéticos, para mejorar su inmunidad.1 Sin embargo, aunque existe un claro vínculo entre los beneficios de la suplementación y la salud inmunológica, los consumidores no siempre adoptan un enfoque coherente para tomar suplementos dietéticos, por ejemplo, sólo los toman durante los meses de invierno o cuando ya se han enfermado.

Para favorecer realmente una salud inmunológica óptima, es necesario aumentar la concienciación sobre la importancia de tomar los nutrientes adecuados, en la cantidad adecuada y en el momento oportuno.

Cómo los nutrientes y el sistema inmunológico van de la mano

Las infecciones agudas de las vías respiratorias, que pueden impedir la función respiratoria normal, son una de las principales causas de muerte en todo el mundo. La Organización Mundial de la Salud (OMS) estima que, a nivel mundial, sólo la gripe estacional puede provocar entre 3 y 5 millones de casos de enfermedad grave que requieren hospitalización, así como causar entre 290.000 y 650.000 muertes al año.2

Por lo tanto, mantener un sistema inmunitario óptimo es crucial para reducir el impacto de las infecciones, además de ser importante para la salud y el bienestar general. El sistema inmunitario es complejo y comprende dos respuestas complementarias: la innata y la adaptativa. La respuesta innata actúa proporcionando barreras físicas para evitar la entrada de patógenos, así como glóbulos blancos y moléculas que están preparados para actuar inmediatamente ante una infección.  En cambio, la respuesta adaptativa tarda en desarrollarse, pero es muy específica y selectiva, y crea la "memoria" inmunológica que impide que se vuelva a infectar con el mismo patógeno dos veces. La memoria es también el mecanismo por el que las vacunas ayudan a prevenir la enfermedad. La inmunidad adaptativa se compone de células como las B, que fabrican anticuerpos, y las T, que eliminan las células infectadas por virus. Tanto la inmunidad innata como la adaptativa son fundamentales para el funcionamiento de un sistema inmunitario eficaz.

La nueva ciencia revela el potencial de nutrientes específicos para la inmunidad

Aunque ya se recomiendan ampliamente los programas de vacunación contra enfermedades como la gripe y las prácticas higiénicas estrictas, casos como la reciente pandemia del nuevo coronavirus demuestran que se necesitan medidas adicionales para reducir aún más el impacto de las infecciones virales, y en particular de las infecciones de las vías respiratorias, para proteger la salud pública.

El papel de los nutrientes en el mantenimiento -y la mejora- de la inmunidad está bien establecido, pero a menudo no se aplica en las estrategias de salud pública.  Sin embargo, un reciente dictamen de expertos, que se encuentra actualmente en proceso de revisión por sus pares, ha destacado el importante papel que desempeñan las vitaminas, los minerales y otros ingredientes nutricionales en este ámbito.3 El dictamen de expertos destaca el impacto positivo de las vitaminas A, B6, B12, C, D, E y el folato para los sistemas inmunitarios innato y adaptativo.4 También se ha comprobado que nutrientes como los omega-3 favorecen un sistema inmunitario óptimo, al ayudar a resolver la respuesta inflamatoria.5 No sólo se ha demostrado que ciertos micronutrientes marcan la diferencia, sino que también hay cada vez más pruebas que sugieren que las deficiencias de nutrientes podrían afectar negativamente a la función inmunitaria, e incluso disminuir potencialmente la resistencia a las infecciones.6

Se ha comprobado que la administración de suplementos de vitamina C reduce el riesgo de neumonía, sobre todo en las personas con una baja ingesta dietética.7 También se ha demostrado que disminuye la duración y la gravedad de las infecciones del tracto respiratorio superior.8 Varios metanálisis recientes también han concluido que la administración de suplementos de vitamina D reduce, de hecho, la incidencia de infecciones respiratorias.9

Cómo obtener las cantidades adecuadas

A pesar de sus funciones metabólicas esenciales y de los beneficios de los micronutrientes que contribuyen al riesgo de infecciones del tracto respiratorio, la ingesta dietética en todo el mundo sigue siendo generalmente baja en comparación con la cantidad diaria recomendada (CDR). Por ejemplo, en Europa, todos los grupos de edad tienen una proporción de riesgo de ingesta inadecuada de vitaminas D, E, folato y selenio, y la ingesta de vitamina C sigue siendo baja en determinados grupos demográficos10.

Sin embargo, la opinión de los expertos señala que, en el caso de algunos micronutrientes, la ingesta puede tener que ser superior a la CDR para proporcionar un apoyo inmunológico ideal. Por ejemplo, durante una infección, las reservas de vitamina C pueden agotarse y, por tanto, requerir niveles más elevados para recuperar los niveles normales en la sangre. El documento recomienda una ingesta diaria de al menos 200 mg/día de vitamina C y 2.000 UI (50 µg) de vitamina D para personas sanas, que están por encima de las CDR estadounidenses. Dada la evidencia de apoyo a los omega-3, también sugiere que 250 mg/día de ácido eicosapentaenoico (EPA) y ácido docosahexaenoico (DHA) ayudarían a proporcionar los beneficios  necesarios para optimizar la inmunidad.

Es importante recordar que la CDR se establece para satisfacer las necesidades nutricionales básicas de las personas sanas. En determinados estados de enfermedad, el organismo -en concreto los sistemas inmunitarios innato y adaptativo- necesita nutrientes adicionales para reforzar el sistema inmunitario y luchar contra las infecciones. Existe una amplia gama entre la RDA (CDR) y el nivel superior de ingesta segura, lo que significa que los consumidores pueden tratar de aumentar su ingesta de nutrientes esenciales a través de la dieta y la suplementación para desarrollar una inmunidad óptima.

Apoyo a las estrategias de salud pública

Teniendo en cuenta las pruebas que lo respaldan, incluir la suplementación nutricional como parte de las futuras estrategias de salud pública podría ser extremadamente beneficioso para potenciar la función inmunológica. Aunque las prácticas actuales, como las vacunas y las medidas higiénicas, pueden ayudar a limitar la propagación de la infección, el apoyo adicional a través de la suplementación es una forma segura, eficaz y de bajo costo para ayudar a la salud pública, en búsqueda de la respuesta inmunológica ideal, que es fundamental para el control de enfermedades infecciosas.

Descargue un ejemplar de nuestro informe sobre inmunidad para compartirlo con su equipo

Publicado

07 April 2020

Compartir

4 minutos

Regístrese para recibir nuestro boletín informativo

Manténgase actualizado con las últimas noticias de ciencia, eventos y tendencias del mercado.

Estamos en las redes sociales

Síganos en sus redes sociales favoritas

Referencias

[1] DSM, ‘Global health concerns’, [report], 2017.

[2] World Health Organization Influenza (Seasonal). Available online: https://www.who.int/news-room/fact-sheets/detail/influenza-(seasonal) (accessed on Mar 2, 2020).

[3] Calder, P.C. et al, ‘Optimal Nutritional Status for a Well-Functioning Immune System is an Important Factor to Protect Against Viral Infections’, Preprints 2020, 2020030199

[4] Ibid.

[5] Calder, P.C. ‘Omega-3 polyunsaturated fatty acids and inflammatory processes: nutrition or pharmacology?’, Br J Clin Pharmacol,2012, 75, 645–662.

[6] Calder, P.C. et al, Preprints 2020

[7] Hemilä, H. et al, ‘Vitamin C for preventing and treating pneumonia’, Cochrane Database of Systematic Reviews 20138, CD005532.

[8] Hemilä, H. ‘Vitamin C and infections’, Nutrients, 2017, 9, 339.

[9] Martineau, A.R.et al, ‘Vitamin D supplementation to prevent acute respiratory tract infections: systematic review and meta-analysis of individual participant data’, BMJ, 2017, 356, i6583.

[10] Gombart, A.F. et al, ‘A review of micronutrients and the immune system–working in harmony to reduce the risk of infection’, Nutrients, 2020, 12, 236.

Conozca cómo DSM puede ayudar a su negocio.

Haga clic en el botón de abajo para ponerse en contacto y hablar con nosotros.

Enlaces rápidos

Especialidades de alimentos

Descubra enzimas para hornear, para elaborar cerveza, para lácteos y más.

Soluciones de beneficios para la salud

Soluciones para abordar las necesidades de salud y estilo de vida de los consumidores.

Academia nutricional

Descubra nuestros informes técnicos, seminarios web y otros recursos educativos

Quality For Life

Quality for Life es nuestro sello de excelencia y nuestra promesa para usted.

Talking Nutrition

Explore la nueva ciencia, las percepciones sobre los consumidores, los eventos de la industria y más.

Tienda web

Solicite muestras, haga pedidos y vea nuestra documentación de productos.